Página
Digital

Página Digital

lunes, diciembre 5, 2022

Potosí - Bolivia

55 años
La Potencia Informativa
Radio en Vivo

Los secretos de Chris Evans: por qué rechazaba ser Capitán América, novias ocultas y una cita arruinada por espárragos

El hombre más sexy del mundo, según la revista People, es uno de los actores más exitosos del momento en Hollywood, pero tuvo un comienzo con muchas películas que hoy califica de “horribles”

“Mi mamá estará muy feliz”, declaró Chris Evans cuando la revista People le comunicó que había sido elegido el hombre más sexy del mundo. ”Ella está orgullosa de todo lo que hago, pero esto es algo de lo que realmente puede presumir”. Si este reconocimiento se lo hubiesen dado durante sus años de colegio, su vida social habría cambiado: “Sería suficiente para poder sentarme en la mesa en la que no estaba”, bromeó sobre este título, que comparte con otros colegas como “La Roca” Johnson, Michael B. Jordan o Idris Elba.

El protagonista de “Grey Man” adelantó que se estaba preparando para las bromas de sus amigos cercanos: “Realmente esto solo será un punto de intimidación. Todo está listo para el acoso”. Y sobre la entrevista de la revista centrada en lo que significa el honor, agregó: “Es difícil que te entrevisten sobre esto”, dijo riéndose. “Se siente como una forma extraña de fanfarronería humilde”.

Independientemente de la incomodidad del actor por este reconocimiento, efectivamente su madre Lisa estuvo encantada con la noticia. “No me sorprende en absoluto”, dijo con orgullo.

Mejor conocido por interpretar al superhéroe Capitán América en la exitosa franquicia de “Avengers” de Marvel, y como el devoto y feliz padre de Dodger, su perro adoptado que es una estrella en las redes sociales, Evans se siente mucho más cómodo hablando de su carrera, que ha estado muy en lo alto durante la última década. Solo este año, protagonizó “Lightyear” de Pixar, “Grey Man” de Netflix y filmó tres películas nuevas, incluida “Ghosted” para AppleTV+ que llegará a la pantalla el año próximo, que también está produciendo. Y también codirige “A Starting Point”, una plataforma de compromiso cívico que lanzó en el año 2020.

Ahora, con 41 años, está tratando de encontrar un equilibrio saludable entre el trabajo y su vida, obligándose a pasar todo el tiempo posible en casa y con su familia en su Boston natal. “Cuando se trata de elegir las peliculas en las que voy a trabajar, es más una cuestión de dónde se filma”, dijo. “Soy demasiado viejo para vivir con una maleta durante seis meses”. También está pensando mucho más en su futuro fuera de la actuación, uno que incluye el matrimonio y la paternidad: “Eso es absolutamente algo que quiero”.

Con 22 años de carrera, Evans admite que está listo para reducir un poco la velocidad. “El aspecto más agradable de mi carrera en este momento es sentirme lo suficientemente seguro como para quitar el pie del acelerador”, dijo, y agregó: “Siento que tengo más libertad para alejarme y encontrar proyectos que satisfagan mi apetito creativo cuando regrese”.

Un camino al éxito con algunas malas decisiones

A lo largo de su carrera, Chris Evans fue más que un simple actor dedicado al mundo de los superhéroes. Así se dedicó a ser parte de producciones completamente distintas, como las comedias adolescentes que probablemente ni él quiere recordar, o pasos en falso en una industria que, muchas veces, no perdona una fracaso, aunque seas una mega estrella.

Antes de la fama, antes de la fortuna… fue la imagen de un juego de mesa. Según ComicBook.com, en 1999, Evans apareció como “Tyler” en el clásico juego Mystery Date de Hasbro. Se puede ver a Evans en la esquina superior izquierda de la tapa de la caja, hablando con el teléfono plegable falso que venía con el juego. También tiene su propia tarjeta de juego, que lo representa. Por otro lado, los jugadores pueden leer sobre la cita ideal de Tyler: “Un paseo por los acantilados, luego pasar el rato junto a la hoguera con otros amigos”.

Evans siempre quiso ser actor. De hecho, le dijo a Boston Magazine que en su tercer año de secundaria ya había decidido que se tomaría en serio el asunto de la actuación, por lo que convenció a sus padres para que lo dejaran mudarse a la ciudad de Nueva York y asistiera al conocido Instituto de Cine y Teatro Lee Strasberg. Luego consiguió una pasantía en una agencia de casting. Regresó a Lincoln-Sudbury High en Massachusetts para completar su último año, pero todavía viajaba a Nueva York para las audiciones una vez por semana.

“En ese momento, la universidad todavía era parte del plan”, dijo Evans en su entrevista en 2011. “Pero luego tuve mucha suerte. Conseguí un piloto y me llevaron a Los Ángeles. Así que decidí: ‘Tal vez la universidad puede esperar’”.

Evans “duplicó” las clases que le quedaban y se graduó antes para poder mudarse a Los Ángeles y comenzar a trabajar en el drama adolescente “Opposite Sex”, que fue cancelado después de ocho episodios. Sin embargo, el programa lanzó su carrera y lo llevó a Hollywood. Pero el camino al éxito todavía tendria algunas malas elecciones.

Christopher Robert Evans nació el 13 de junio de 1981 en Boston y esperó 16 años en tener su primer papel en un corto, pero el mundo del cine tardaría todavía un tiempo más en darle su primera gran oportunidad. Aunque hoy sea una gran estrella de Hollywood, su familia no está tan asociada al mundo del entretenimiento. Solo su madre, Lisa Capuano, tiene formación teatral y se dedica a la dirección, mientras que su padre es dentista. El actor es el segundo de cuatro hermanos, Carly, Scott y Shanna, de los cuales solo Scott también se dedicó a la actuación aunque sin tanta suerte como Chris.

Su primer papel importante en la pantalla grande fue “Not Another Teen Movie”, una parodia del género de películas para adolescentes. Su participación involucraba, entre otras cosas, estar frente a cámara en una bikini de crema batida y con un plátano en su trasero.

“No era exactamente un arte de alto nivel”, dijo Evans a The Wrap en el año 2014. “Estaba emocionado… pero mis amigos me criticaban mucho y me llamaban pésimo actor”. Y todavía faltaba mucho para ser Capitán América, todavía quedaban más malas películas. “Mis primeras películas fueron realmente terribles”, admitió. “Estaba en ‘Not Another Teen Movie’, que fue un éxito de taquilla, y luego ‘The Perfect Score’, que desapareció en un minuto de Nueva York, y luego hice una película llamada ‘Cellular’, que desapareció, luego ‘Orphan King,‘ que ni siquiera llegó a los cines”.

“Nadie se propone hacer una mala película, pero yo tengo muchas”, dijo al Boston Globe.

Evans no es uno de esos actores cuyo ego hay que acariciar. De hecho, le resultan incómodos los halagos de la prensa. Felicitado por su actuación en “Sunshine” (2007), le da crédito al director Danny Boyle: “Pudo hacer que esta taza de café tuviera una actuación brillante”. Cuando recibió buenos comentarios por su química con su coprotagonista Dakota Fanning en “Push”, dijo: “Dakota es increíble”. En estos años de profesión, Evans aprendió que la clave para lograr una actuación de la que está orgulloso radica en confiar en su director. “Al final del día, está manejando tu actuación”, explicó al citado medio.

Pese al amor que siente por su profesión, cada tanto necesita pasar tiempo en solitario, rodeado de quienes lo conocen antes de la fama. Le gustar volver a a sus viejas costumbres y tomarse unos meses libres en la casa de su infancia. “Nadie habla de películas, a nadie le importa la actuación, y te lo dirán directamente”, dijo al referirse a su antiguo círculo de amigos. Un mundo totalmente distinto que se vive siendo parte de Hollywood. “Vienes a Los Ángeles y cada conversación que tienes en un club nocturno es ‘Vi tu tráiler! ¿En qué estás trabajando? ¿Sabes a quién conocí? ¿Sabes quién te conoce?”, explicó.

Mientras Evans avanza en su carrera, tiene cuidado de mantenerse conectado a tierra. “El éxito actoral nunca será lo que dicte mis niveles de felicidad o tristeza”, afirmó. “Es mi pasión y me encanta hacerlo, pero mi felicidad no va a estar definida por mi carrera... Es una pendiente resbaladiza. Así que tienes que hacer chequeos de vez en cuando”.

La presión y la gira de prensa con cada mega proyecto que elige terminan afectando a su salud mental, así lo contó el propio actor en diversas enrevistas.

La estrella sufre una ansiedad bastante severa por la que tuvo que ver a un terapeuta para ayudarlo a lidiar con las presiones tras firmar para intepretar a Capitán América para Marvel. Su ansiedad ocasionalmente incluso se ha manifestado en situaciones públicas. En una entrevista con el New York Times, dijo que una vez tuvo un ataque de ansiedad mientras estaba promocionando en una gira europea la película “Fantastic Four”.

“En cuestión de 60 segundos pasé de estar bien a colapsar por completo, me puse de pie y me fui”, detalló sobre el episodio. Sin embargo, la actuación no le provoca ansiedad de la misma manera que lo hacen las entrevistas y las apariciones públicas. “Actuar es un lugar muy seguro para jugar, divertirse y no sentirse juzgado o examinado”, sentenció.

Por qué rechazó ser Capitán América

Para Chris Evans, la decisión de interpretar al Capitán América no fue tan fácil. “Tenía miedo”, reconoció a Jimmy Kimmel. Un contrato de varias películas, explicó, resultaba un gran compromiso sin salida, y no estaba seguro de querer asumirlo. “Al hacer películas una a la vez, si de repente decides que no quieres seguir haciéndolas, tienes la oportunidad de dar un paso atrás y recalibrar. Cuando tienes un contrato gigante… es aterrador”, confesó.

Evans compitió contra actores como Channing Tatum y John Krasinski por el papel, pero el director Joe Johnston, lo quería a él y se lo ofreció sin siquiera pedirle que hiciera una audición. De hecho se lo ofrecieron “un par de veces”, hasta que finalmente dijo “sí”.

Al final aceptó y ese papel cambió su vida. Pese a que su trabajo de encarnar a uno de los superhéroes más célebres de Marvel lo llevó a la fama, durante meses rechazó las continuas ofertas por otra situación que no sabía si iba a poder controlar.

El sentimiento de perder el control de su vida fue paralizante.

Durante una entrevista con The Hollywood Reporter, Evans dijo que inicialmente no quería asumir el papel porque se encontraba lidiando con una ansiedad severa y que lo llevó a cuestionarse su carrera en la actuación. Asimismo, en esta confesión también habló sobre su salud mental y sobre las primeras experiencias con esa ansiedad que había comenzado con su debut en la película “Los Cuatro Fantásticos” y “Silver Surfer” en el 2007.

Y contó que comenzó a sufrir ataques de pánico mientras en el set mientras grababa “Puncture” en 2011. “Realmente comencé a pensar: ‘No estoy seguro de si actuar es lo correcto para mí, no estoy seguro de si me siento tan sano como debería sentirme’”.

Cuando Marvel le ofreció en 2011 el papel principal en “Capitán América: El primer vengador”, lo rechazó. Luego volvieron a insistirle y lo terminó aceptando con la ayuda de su terapeuta, su familia y su compañero Robert Downey Jr., quien interpretaba a Iron Man.

Con el tiempo reconoció que fue la mejor decisión que ha tomado respecto a seguir adelante enfrentando su ansiedad. También aclaró que se lo debe al jefe de Marvel, Kevin Feige, quien fue persistente y lo ayudó a evitar un error gigante: retirarse de la actuación.

Después de darse cuenta de que el miedo era lo único que lo detenía, decidió enfrentar todos esos pensamiento negativos. “Todas las cosas que temía nunca se hicieron realidad. Terminó haciendo clic en mí que sea lo que sea que te asuste, mejro empújate a ti mismo”.

Los años pasaron y el propio Evans lo sabe. En una reciente entrevista, contó que adoptó un enfoque más consciente de su salud y de su estado físico ahora que tiene 40. Admitió que tuvo que comenzar a prestar más atención a su alimentación y sus ejercicios.

“En los viejos tiempos podía comer lo que quisiera, hacer un par de ejercicios por semana y estar bien”, detalló el actor a la revista People sobre su entrenamiento antes que cada rodaje. En un década su cuerpo ya no es el mismo. explicó. “Ese ya no es el caso. Al envejecer, las cosas duelen más y es más difícil despertarse, tienes menos energía“.

Un década más tarde no se arrepiente de nada de lo que hizo para ser parte de la franquicia. “Sería un verdadero idiota. Te pagan por cuidarte y ser un superhéroe”, afirmó. “Es lo que sueñas cuando sos niño. Corres por tu patio y pretendes ser un personaje de cómic. Cuando terminan las películas, estás muy feliz de tener un descanso, pero muy rápido extrañas”.

Novias famosas y su nuevo amor que ocultó por un año

Su vida fuera de la pantalla es muy hermética y ha conseguido entrar en ese grupo de actores que consiguen solo ser noticia por temas estrictamente profesionales. Sólo una vez se hizo viral por compartir una foto de su pene a las redes sociales por error. Con respecto a sus amores, tiene una lista de mujeres muy famosas que se robaron su corazón.

Su primer novia famosa fue Jessica Biel, actual esposa de Justin Timberlake. En 2001 y por amigos en común, comenzaron a salir. Su relación duró hasta 2006. Un año después comenzó una relación con Minka Kelly. Se separaron en 2009, pero en 2011 volvieron a apostar por el amor. Aún así, esa segunda oportunidad duró tan solo un año y, en su momento, Kelly aseguró que la ruptura se dio por la apretada agenda de Chris.

También hubo rumores de que tuvo un breve romance con Christina Ricci que nunca se confirmó del todo, pero algunas fuentes cercanas a los actores aseguraron que estuvieron juntos por seis meses. De hecho, la misma Ricci dijo que Chris es “todo un galán”.

En más de una ocasión, Chris admitió estar enamorado de Sandra Bullock desde séptimo grado. Y, cuando por fin se le dio el momento de conocerla, se los vio muy cariñosos, aunque dicen que nunca llegaron a nada y su posible relación quedó en el aire.

La actriz y comediante estadounidense Jenny Slate fue una de las mujeres más importantes de su vida. En 2016 se conocieron durante un rodaje e inmediatamente surgió una chispa entre ellos, pero desafortunadamente su romance se terminó en febrero de 2017, momento en el que él confirmó que su ex novia estará en su vida “para siempre”.

La relación no fue fue fácil para Slate ya que fue víctima de comentarios negativos en las redes por parte de fanáticos del actor que cuestionaban la belleza de su entonces novia.

Tras conocerse que Evans fue nombrado el hombre más sexy del 2022, Jana Kramer, conocida por la serie “One Tree Hill”, contó una anécdota un poco vergonzosa sobre una situación que vivió con él hace muchos años. “Todavía estoy mortificada por como terminaron las cosas”, dijo la actriz al recordar una cita romántica que tuvo con el actor.

Kramer dijo que fue en la época en la que él todavía no era una estrella de Marvel. “Él no era Capitán América, pero era un rompecorazones lindo”, expresó la actriz, que no recuerda cuántas citas tuvieron ya que solo le quedó grabada la última por lo mal que salió todo.

Chris la invitó a su casa a una fiesta con algunos amigos de Boston. Ella se presentó a la reunión, pero el problema estuvo en unos espárragos que comió antes de ir. Parece que este tipo de verdura posee ácidos que generan fuerte olor de la orina. En un momento de la noche, le dijo a Evans que se iba a dormir. ”La última interacción que recuerdo es que él fue al baño inmediatamente después que yo. No pasó nada esa noche. Se quedó despierto hasta tarde con sus amigos y yo a la mañana me fui”, relató. “Nunca más supe de él”. La actriz y cantante también confesó que Chris besa muy bien y que intentó retomar el contacto por Instagram hace cosa de un año, pero no recibió respuesta.

Durante una conferencia de prensa de la película “The gray man”, Evans sorprendió al público presente cuando se refirió a su vida sentimental y explicó el tipo de mujeres que le gustan. “Me gustan las chicas que son autocríticas. Me gustan que se burlen de sí mismas. Me encanta burlarme de mí mismo, así que necesito alguien que pueda hacer eso”, dijo.

Pero cuando Evans hizo estas declaraciones engañó a todos ya que ha estado en una relación seria por más de un año con la actriz portuguesa Alba Baptista, de 25 años. Ambos se siguen en las redes sociales y no dudan en comentar las fotos del otro.

Baptista, nacida en Lisboa, desde muy joven brilló en su país y en producciones europeas. En los últimos años, se instaló en Hollywood, donde está ampliando su carrera actoral.

Este nuevo amor llega a la vida del intérprete en un momento en el que ya está listo para dar el siguiente paso en su vida personal. “Quiero una esposa, hijos, formar una familia”, aseguró a People. “Me encanta la idea de la tradición y la ceremonia. Tuve mucho de eso en mi vida, así que cuando pienso en la idea de crear eso… No me puedo imaginar nada mejor”.

Fuente: INFOBAE 

Últimas Noticias

Continua leyendo

Ser George Clooney es más difícil de lo que parece

“Hacer las paces con el fracaso siempre fue difícil”, dice el actor de 61 años George Clooney abre la pesada puerta de madera de su mansión de estilo Tudor, hoy engalanada con un cartel de “Bienvenido a casa” dulcemente garabateado,...

Cara Delevingne donó su orgasmo para un estudio sobre el clímax sexual

La modelo aportó una muestra de su sangre antes y después de tener relaciones sexuales para una investigación sobre los efectos en la química en el cuerpo femenino Cara Delevingne, de 30 años, reveló que ha donado uno de sus...

La Entrada Universitaria se cumple este sábado en Cochabamba

La Entrada Folclórica Universitaria se está desarrollando este sábado en las principales calles del centro de la ciudad. La actividad de la Universidad Mayor de San Simón comenzó al mediodía. El punto de partida es en la avenida Ramón Rivero...