Informe del GIEI se refiere a la emboscada de Vila Vila y Playa Verde adviertiendo violencia ataques con armas de fuego y serias vulneraciones a Derechos Humanos

Emboscada en Vila Vila - Herido de Bala en Playas Verde / Kollasuyo Digital

El informe está inmerso desde fojas 138 a fojas 165

La Paz, Kollasuyo Digital

Como ya se había anunciado, el Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI-Bolivia), este martes 17 de agosto de 2021 presento su informe  sobre los hechos ocurridos en septiembre a diciembre de la gestión 2019, que ocasiono que Juan Evo Morales Ayma renuncie al cargo de presidente del Estado Plurinacional de Bolivia, el 10 de noviembre de 2019. El informe advierte deficiencias para garantizar la independencia judicial en Bolivia.

En el caso específico de las “Caravanas del Sur”, que estaban conformadas principalmente por Universitarios, Mineros y otras instituciones en su mayoría oriundos de Potosí. El informe señala que fueron sometidos a agresiones traumáticas al ser desvestidos, golpeados en sus genitales y filmados por sus agresores, por otro lado está el disparo con armas de fuego en el sector de Playa Verde contra mineros potosinos, parte de la delegación que pretendía llegar a La Paz.

De manera precisa el informe señala:

Vila Vila

“Como hemos descrito en Capítulo 3, el 9 de noviembre de 2019, hombres que integraban la Caravana del Sur fueron secuestrados y tomados como rehenes en Vila Vila por civiles que los golpearon, insultaron, amenazaron de muerte y los obligaron a desvestirse, a tumbarse en el suelo desnudos, y a caminar desnudos y descalzos…….. El propósito es poner a las víctimas en una situación de vulnerabilidad aumentada, de humillarlos públicamente y de colocarlos en posición de mayor indefensión frente a las otras agresiones de que están siendo objeto. Además, como se señala en el Protocolo de Estambul, la desnudez forzada da lugar al temor real de que la violencia pueda extremarse aún más y llegar a una agresión sexual (incluso, golpes en los genitales), y por eso es un medio muy eficaz para intimidar a las víctimas. El hecho de ser forzados a desvestirse en la carretera, frente a otras personas, y sobre todo bajo
el control y la mirada de quienes los privaron de su libertad y les estaban agrediendo física y psicológicamente, debe ser considerado una forma de tortura.”

“Como también se describió en el Capítulo 3, mujeres que integraban la Caravana del Sur fueron víctimas de agresiones físicas y verbales, y las personas que las agredieron intentaron desvestir a una de

ellas, a quien consiguieron atrapar, mientras esas mismas personas y otras gritaban para que la desvistieran. Si bien ella logró escapar, la intención de desvestirla por parte de los agresores quedó clara y su intento constituye, igualmente, una vulneración a sus derechos humanos, como hemos descrito en este acápite”.

“En este tipo de casos es importante identificar la intencionalidad pretendida con estos actos, así como su gravedad y el impacto que tuvieron en las víctimas tanto en el momento de los acontecimientos como después. Es fundamental reafirmar la ilicitud de este tipo de actos, y contribuir a su no repetición y al resarcimiento cabal de estas víctimas”.

Playa Verde

“3.2 Ataque con armas de fuego en Playa Verde (Challapata-Huancane)
Saliendo de madrugada, hacia las 6:00 h del 10 de noviembre, entre las localidades de Challapata y Huancane, la caravana llegó a una planicie denominada Playa Verde, en las faldas del cerro de Piucha, donde se divisaron bloqueos en la vía. Debido a la presencia de personas apostadas en el plano, en los cerros próximos a la carretera y adelante explotando dinamitas, los líderes de la caravana decidieron retroceder los buses a una distancia que representara menos riesgo. Formaron una “comisión de la dirigencia minera” para negociar el paso. Detrás iban otros mineros y universitarios para limpiar
los bloqueos. Al avanzar, la comitiva fue atacada por personas apostadas en las colinas vecinas. Según un testigo, “empezaron a sonar las balas como silbidos, dijeron están disparando y nos tiramos a los costados, decían prendan fuego a los pastizales para que no nos vean, pero igual seguían disparando”.

Otro declarante observó que “en el camino había piedras, […] todos bajamos, empezó el ruido pensando que eran mechas que suenan, pero uno de los compañeros resultó herido, […] decidimos agacharnos y tirarnos al piso”.

  1. Investigaciones

5.1 Hechos de Vila Vila (Caravana del sur) y Caracollo (caravanas del sur y minera)
Con relación a estos hechos, la Fiscalía inició seis investigaciones. El GIEI ha revisado estos expedientes y advierte que algunos casos han avanzado y cuentan con numerosas diligencias investigativas, mientas que, en otros casos, estos son escasos. Las pruebas disponibles apuntan inequívocamente a que servidores públicos participaron en los bloqueos de las carreteras, y confirman que se emplearon recursos y materiales públicos para estos en distintas localidades. Se advierte además que diversos elementos
de prueba apuntan a la existencia de órdenes de superiores, en particular del entonces gobernador del departamento de Oruro, para que recursos y funcionarios fueran movilizados para los bloqueos en Vila Vila y Quemalla.
Uno de estos procesos fue iniciado el 10 de noviembre de 2019 para investigar el posible uso indebido de un vehículo oficial de la gobernación de Oruro por dos servidores públicos para transportar a varias personas y material explosivo al bloqueo del sector de Vila Vila Esta investigación luego fue ampliada para examinar la responsabilidad de Víctor Hugo Vásquez, exgobernador departamental de Oruro en estos hechos, por haber emitido una instrucción a funcionarios de la gobernación para que realizaran bloqueos de carreteras en las localidades de Vila Vila y Sora Sora el 9 y 10 de noviembre de 2019.825 Se investigó además la posible participación de funcionarios de dicha gobernación en las agresiones en contra de las/los integrantes de la caravana en Vila Vila y Caracollo.826

El 9 de enero de 2020 se conformó una comisión de fiscales para dirigir la investigación del caso.

El 18 de febrero de 2020, la Fiscalía imputó formalmente al exgobernador de Oruro y a once funcionarios departamentales. Sin embargo, a partir de noviembre de 2020, uno de los testigos señala que las afirmaciones registradas en su declaración informativa no fueron transcritas tal cual hubieran sido referidas, y otros testigos negaron la existencia de una instrucción escrita para bloquear.

El caso fue sobreseído el 10 de diciembre de 2020, bajo el argumento de insuficientes elementos de prueba. Se advierte que a pesar de que en el expediente existen informaciones respecto de violaciones graves en contra de los integrantes de la caravana, no consta que se hayan ordenado diligencias investigativas para esclarecer las circunstancias en que estas se produjeron. Por ejemplo, existen audios y testimonios que hacen referencia a instrucciones para que funcionarios públicos participen en bloqueos: “la orden de represión y de bloqueo en Vila Vila ha salido del gobernador del departamento de Oruro, por favor pasen la voz”, la utilización de vehículos para dicho efecto; informes del IDIF que describen las lesiones sufridas por integrantes de la caravana, y un informe policial que da cuenta de la toma de rehenes y de la destrucción de buses en Vila Vila.”

 El informe consta de varias fojas y con respaldos fotográficos de todo lo acontecido en las jornadas de conflicto.

Informe Completo

2021-GIEI-Bolivia-informe-final