Exvocales electorales rechazan informe de la OEA y alertan intento de ‘desestabilizar’ al Gobierno

Vocales electoralesen el pasado / Foto Erbol

Afirman que se incurre en errores

La Paz, Erbol

Mediante un comunicado, el grupo de exvocales electorales expresaron su rechazo al pronunciamiento de la Secretaría para el Fortalecimiento de la Democracia de la Organización de Estados Americanos (OEA) y alertaron un intento de generar caos y desestabilizar al gobierno del presidente Luis Arce.

En el documento, recordaron los procesos judiciales que atravesaron, la vulneración a sus derechos y aseguraron que en este nuevo pronunciamiento del organismo vuelve a incurrir en “errores iniciales” sobre las elecciones anuladas de 2019.

“Manifestamos nuestro profundo rechazo e indignación ante un nuevo intento de sostener las falacias, acusaciones sin fundamento, versiones tergiversadas y malintencionadas del señor Luis Almagro, cuyo propósito evidente es generar nuevamente caos y desestabilización, esta vez al nuevo gobierno elegido también democráticamente en octubre de 2020”, se lee en el comunicado.

Hicieron mención al informe pericial de la Universidad de Salamanca de España que no detectó manipulación de datos o alternación de los mismos en el proceso electoral de octubre de 2019.

“La observación principal está relacionada a la paralización del TREP y se obvia intencionalmente que este sistema de conteo rápido no era vinculante y que muchos países del mundo que no lo utilizan y sus sistemas electorales no son observados. Es más, fue directamente suspendido en el proceso electoral de octubre de 2020 y los actores políticos protagonistas del golpe no generaron ninguna observación al respecto”, añade.

Otro de los aspectos mencionados fue que en la OEA insiste que “falazmente” que no hubo una adecuada supervisión y desconoce que el Tribunal Supremo Electoral (TSE) contrató a una empresa auditora que se encargó de monitorear todo ese proceso.

Los exvocales electorales aseguraron además que la “cadena de custodia” de las actas había presencia policial y militar que se establecieron bajo planes establecidos en su momento, antes de los polémicos comicios.